PROBLEMAS CON LOS ARRENDAMIENTOS.

1.- Para el propietario (arrendador), los  problemas más frecuentes son:

.- Que el inquilino no pague la renta, en cuyo caso,  si no se soluciona amistosamente, deberá acudir a un juicio de desahucio por falta de pago.

.- Que le destroce muebles o enseres, en cuyo caso deberá reclamar los daños, siendo conveniente haber realizado inventario de lo existente en la vivienda.

2.- Para el inquilino:

.-  Que la vivienda no cumpla  con los requisitos de habitabilidad, en cuyo caso podrá  desistir del contrato.

.- Que el propietario no realice las reparaciones necesarias para su habitabilidad,  salvo que el deterioro sea imputable al arrendatario, también es causa de resolución.

3.- Consejo para los dos. Que el contrato lo sea por escrito, y se fijen los acuerdos entre ellos.

4.- Ruidos o molestias. Los inquilinos deben cumplir con las normas comunitarias y generales de buena vecindad, y si no lo hacen podrán denunciados por cualquier otro vecino.

 

31.05.2019